Probióticos una moda peligrosa - Esmigastro
Gastroenterología / 12 marzo 2019

Probióticos una moda peligrosa

La microbiota (flora intestinal) ha tomado gran relevancia en los últimos años por su conexión con otras enfermedades. Los probióticos se han convertido en el foco de atención ya que son aliados de la flora intestinal.

 

Estos hallazgos han dado pie para que empresas dedicadas principalmente a la elaboración de suplementos alimenticios exploten el marketing, y estén convirtiendo a los probióticos en un negocio millonario que podría afectar tu salud.

 

 

Tres datos importantes de los probióticos:

 

1). Han demostrado su eficacia en el cuidado de la microbiota cuando los pacientes han padecido episodios de diarrea por infección intestinal. (Medicamento recetado bajo supervisión médica)

 

2). Resultados preliminares han demostrado que puede prevenir el riesgo de contraer la enfermedad llamada clostridium difficile. 

 

3). De manera natural en nuestra alimentación podemos obtener probióticos que ayuden a conservar nuestra salud intestinal.

 

 

 

Sin embargo un estudio reciente pone en evidencia los posibles riesgos de los suplementos alimenticios con probióticos, esos suplementos que podemos adquirir desde una catalogo hasta en un pasillo de supermercado.

 

 

La autoridad sanitaria para medicamentos en Estados Unidos reportó las siguientes inconsistencias en el etiquetado y contenido de estos suplementos.

 

 

  • Pureza de la sustacia activa

 

  • Composisión biológica

 

  • Contenido real del activo

 

  • Advertencia de consumo y reacciones adversas

 

 

A simple vista esto parece muy sencillo, pero en realidad estas inconsistencias han dado como resultado que nuevos genes se adhieran a la microbiota de las personas, esto podría ocasionar una resistencia a los antibióticos.

 

 

También existe un caso de un bebé prematuro que recibió tratamiento con suplemento de probióticos y que murió a causa de una mucormicosis gastrointestinal, derivado de un suplemento contaminado.

 

 

Es importante resaltar que no hay evidencia sólida que demuestre que los probióticos mejoran la salud intestinal en personas sanas, ni mucho menos que mejoren nuestro sistema autoinmune.

 

Nuestra alimentación es la mejor forma de incorporarlos a nuestro organismo de manera segura.

 

 

Si están pensando en comprar un bote de gomitas con probióticos, piénsenlo dos veces y consúltenlo con su gastroenterólogo.

Noticias Relacionadas

583

Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *